EL SECRETO DE ADALINE

Director: Lee Toland Krieger
Calidad Técnica: Buena
Duración: 112 m.
Aspectos a destacar: - - - -

En 1937, tras un accidente de coche y un cúmulo único de circunstancias, Adaline dejó de envejecer. Eternamente joven se ha distanciado del mundo. Incluso de su hija que, ahora, ya es una anciana.

El trasfondo de una trama de apariencia de fantasía o de ciencia-ficción es una excusa para convertirla en una película romántica. Hay algunas muy bien trenzadas como La casa del lago o Un amor entre dos mundos. pero a El cecreto de Adaline le cuesta mucho encontrar ese equilibrio.

Aquí, la cuestión fantástica llega a ser casi irrelevante. Es, en sentido estricto, una excusa para que el chico conozca a la chica y todo se desarrolle con matemática previsibilidad.

Es lo que se espera: romanticismo perfecto, demasiado dulzón en ocasiones, positivo, etc. Aparecen Harrison Ford y Ellen Burstin que originan la inesperada coincidencia del pasado.

Una historia amable, pero que deja sin explorar las muchas posibilidades que ofrecía la idea original.


Información ofrecida por Ateleus

 

Twitter