CORAZÓN DE LEÓN

Director: Marcos Camevale
Calidad Técnica: Buena
Duración: 94 m.
Aspectos a destacar: Breve escena sensual

Esos 7 minutos de conversaciones telefónicas, con la pantalla partida, en la que se pueden ver las reacciones por separado son una introducción magnífica que sirve para presentar a los personajes y sus modos de ser.

Ivana es la bella. Abogada, preocupada con mil líos, ajetreada y frecuentemente enfadada.

León es la bestia. Mide 1´36 pero es lo único pequeño en él. Arquitecto, simpatiquísimo, divertido, lúcido, afable. Un genio.

Y la película no cuenta nada especial salvo la relación que se va establecer entre ellos.

El guión está muy bien trabajado y las interpretaciones son maravillosas. Aunque tiene un puñado de escenas divertidas no pretende ser una comedia. Se trata, más bien, de una estupenda critica al hipócrita mundo de las apariencias.

Los guionistas argentinos tienen mucho estilo. No es una historia romántica al uso, no busca el final perfecto, no planea por la utopía del amor perfecto. Se agradece que el final no sea redondo. Ese sentido de sobriedad, para evitar el excesivo caramelo, evidencia que la vida entre ambos va a ser compleja, no un cuento de liadas. Y eso está bien.


Información ofrecida por Ateleus

 

Twitter