SIN FRENOS

Director: David Koepp
Calidad Técnica: Buena
Duración: 91 m.
Aspectos a destacar: - - - -

Wilee es mensajero en New York. Circula por las calles con una bicicleta sin cambios ni frenos. Un día le entregan un mensaje para ser entregado en una hora límite. Pero al salir del edificio un policía corrupto le exige ese mensaje. Wilee se niega, emprende la fuga y el policía comienza a perseguirle.

Los frenos son la muerte, dice Wilee. Y, fiel a ese lema, la película transita a velocidad de vértigo entre el tráfico de New York. Koepp, con sus movimientos imposibles de cámara y un montaje ágil, entrega un producto cuya trama tiene poco sentido.

La entrega del mensaje se podría haber hecho de muchas maneras y parece que se escogió la más difícil de todas. Aunque de fondo se plantea el tráfico de personas y la inmigración, no tiene ninguna pretensión social. Se trata, sobre todo, de un ejercicio de estilo, de moverse por las calles del tráfico con largos travellings en secuencias complejas y espectaculares.

El director, fiel a su estilo, se apoya en un montaje fragmentado que ayuda aún más a aumentar esa sensación vertiginosa. Rápida, enérgica, inverosímil y muy entretenida aunque el guión roce lo absurdo.

Indispensable para todos los aficionados a la bicicleta.

Información ofrecida por Ateleus

 

Twitter